sábado, julio 04, 2009

Into the wild


Voy a incluir una nueva faceta a esta figura de lados múltiples que representa este blog. Cada tanto, y si el film lo amerita, voy a incluir una crítica, una mirada acerca de aquellas imágenes y sonidos que me hayan hecho reflexionar. Ante la recomendación de un amigo, me digné a observar (tengan en cuenta la diferencia con el verbo “ver”) una película del año 2007, dirigida por Sean Penn, que se titula Into the wild. Es curioso que una película genere en el espectador ganas de tomar actitudes instantáneas. Eso es lo maravilloso y lo subjetivo del cine. Es tan difícil recomendar películas, porque cada trama toca sensiblemente de maneras diferentes a cada persona. Into the wild es la historia real de un joven, recién recibido de la Universidad, criado entre las bonanzas de una familia adinerada a la que nunca le falto nada material. Creo que la película analiza la vida (o por lo menos un aspecto de ese todo tan inmenso) de diferentes maneras. El film se realiza preguntas todo el tiempo y trata de responderlas chocando con la realidad. Este joven siente un vacío, una necesidad de buscar el complemento vital, aquel que brinda soluciones a los interrogantes propios. Chris decide escapar de su vida para comenzar una nueva, alejado de todo lo que hasta ese momento le había tocado vivir. A partir de ese momento, el film se divide en capítulos, que tranquilamente resumirían toda la vida de una persona: el nacimiento, la adolescencia, la familia y la sabiduría. Como todo nacimiento, este joven cambia su nombre, sus objetivos, su entorno, y emprende un viaje en soledad con un objetivo conciente y otro inconciente. Ese recorrido lo lleva a inmiscuirse en los avatares de la naturaleza, en sus bellezas, en sus traiciones, en sus vicisitudes y claridades. Atraviesa todo tipo de paisajes. La fotografía del film es magnífica, aunque sean los colores, contrastes y luces de la naturaleza misma. Me atreví a anotar diferentes palabras mientras observaba la película. Algunas sin sentido, pero con sentido en sí mismas, si saben de lo que hablo. Alex Supertramp es su nueva identidad, su reborn. Una persona cuyos objetivos se basan en buscar objetivos, cuyas preguntas se basan en formularlas y responderlas con nuevas experiencias. Busca el sentido de la libertad, de la verdad, de la felicidad. No voy a recorrer paso a paso la película, pero sí a dejar impresiones. En el transcurso del film conoce gente con la cual establece lazos fuertes y con los que convive y aprende durante un tiempo determinado. Pero él sabe que su trayecto y sus respuestas se encuentran en soledad, continuando su camino, adentrándose en la naturaleza, la cuna de las respuestas. Cada uno de estos lazos bien pueden representar los vínculos que uno establece durante toda su vida. Su mensaje y su nueva visión marcan una profunda huella en cada una de estas personas, desde una pareja de hippies, pasando por una joven que se enamora de él perdidamente, hasta un solitario anciano al cual le enseña a vivir. Cuando todos le preguntan hacia donde va, Alex les dice: “hacia el norte, hacia Alaska”. El film está montado en forma paralela, o sea que nos muestra imágenes del presente (él en Alaska), combinando con su largo trayecto hasta ese lugar. En Alaska él vive junto al río, en un “autobús mágico” destartalado que pronto se convierte en su nuevo hogar. Debe aprender a valerse por si mismo, a alimentarse, a luchar contra la fuerza de la naturaleza, que se muestra independiente y autoprotectora, tanto como él. La música protesta y busca respuestas junto a él. Las melodías se complementan con los silencios. Porque el silencio da respuestas, al igual que el viento, el blanco de la nieve, la gota de la lluvia, y el frío de la montaña. El problema surge cuando las propias respuestas no te dejan llevar a cabo el operativo retorno, cuando la naturaleza decide que uno es parte de ella y que no hay vuelta hacia atrás, y cuando las mismas respuestas confunden hasta el punto en que uno descubre su propia verdad cuando no hay marcha atrás. No les voy a contar el final de la película, sólo me gustaría agregar algunas frases más. No hay que ser fuerte, hay que sentirse fuerte. Se busca la verdad, porque las mentiras golpean la identidad. Pero la verdad está en uno mismo y en las respuestas a las propias y únicas preguntas. ¿La búsqueda en soledad de las respuestas implica egoísmo? Interesante pregunta acerca de cómo uno debe encarar su vida. Cómo afecta esta búsqueda a aquellos que se preocupan por nosotros y cuánto nos importa lo que a ellos les afecta. La mejor frase de la película la escribe él en su cuaderno, aquel en el que anota cada de uno de sus momentos, cada una de sus reflexiones, cada una de sus nuevas experiencias de vida. Véanla y después me cuentan sus impresiones.

9 comentarios:

Florencia dijo...

Que loco!
Justo ayer acompañe a una amiga a buscar una pelicula y esa la vi de casualidad (porque me llamo la atecion el flaco de la tapa) lei lo de atras y parecio interesante!

=)
hoy mismo, si la encuentro me la bajo!
besos!

gabyparana dijo...

Yo la vi hace nose...un año? con mi mamá.Me encanto, pensé en su momento que tal vez me "tocaba" personalmente por como es mi hermana con sus viajes, ahora veo que es un sentimiento que tal vez se comparte.
Sabias que anualmente se hace una caminata hasta esa camioneta donde el vivia? en homenaje a el. No me acuerdo como lo sé, pero lo sé (pasa de vez en cuando).
Besos patito
Paraná
PD: es hora de que veas VIER MINUTEN!

Glendora dijo...

Una gran película esta. GRAN. Y la música, a cargo del genial Eddie Vedder, es lo mejor de todo.Creo que pocas pelis logran como esta el perfecto ensamblaje de imágenes, guión y música. Yo no le tenía fe a Sean Penn, pero bueno, tuve que callarme la boca después de esta peli.

•Lola• dijo...

Luego de leer esto me pregunto si los crecimientos de los personajes de las películas o los viajes transformadores de las road movies son tan lineales y contundentes como en la vida real.

O mejor dicho, al revés: si en la vida real es así como en las películas.

No la ví, pero podría.

Verònica dijo...

Hola Pato! Hace un tiempo no te visitaba y la verdad que llegar y encontrar esta entrada me hace reflexionar y Gracias! porque me hiciste acordar de que tengo en lista de espera a esta peli y ahora màs que nunca muero por verla. Mañana mismo me acerco al video y la disfruto, despues paso y te cuento.
Hace ya unos meses escucho un montòn el tema "Society" que si bien tengo entendido es de la banda sonora de la peli.
Parece ser eso, un viaje interesante, de descubrimiento, aventurarse en el verdadero sentido de la vida.
Hermosa fotografia!

Abrazo,

Vero.

Florencia dijo...

Son raros esos momentos en los cuales queres dejar todo e irte convencido de que la felicidad se encuentra en el silencio, en el vacio, en la soledad...y que feo debe ser el momento en el que te das cuenta que no solo no la encontras, sino que no podes volver atras.

Excelente pelicula.
Linda musica.
Buenisimas frases.
Hermosos paisajes.

Mi unica critica:
El tembleque de los gestos de la boluda de Kristen Stewart. jaja!

Sin mas que agregar
Un abrazo
Flor

"La LoCa De LoS GaToS" dijo...

yo aún no la he visto tendré que verla un saludo!
www.lalocadelosgatos.es

Ninfa Poética dijo...

hay un regalo para ti en mi blog ;)

Alejandra dijo...

La he visto recomendada en varios blogs, pero en ninguno a tanto detalle como en el tuyo. Tendré que verla. =)
La veo y luego le cuento Sr Pato

Besito